18:30

Que la caminata sea larga

Y que los locales no abunden de gente(Que tengamos un metro cuadrado cada dos o tres personas me parece aceptable)

Que los pensamientos sean amplios

Y los zapatos cómodos.

Que luna brille bien fuerte

Y que la acompañen los faroles.

Que tu cabeza explote de ideas

Que te conmuevan los autos manejados por extraños y el señor de la iglesia vendiendo pañuelitos.

Que te dejes encantar por la mística de una calle empedrada entre tanto cemento liso.

Sonreíle al mozo del restaurante, por ego y por placer.

Lanzá una carcajada y dedicatela porque te la mereces.

Que la billetera no importe (pero que te alcance para un paquete de cigarros y un café)

Que se te agudize la vista (para que puedas ver más allá)

Hacele un mimo a uno o a dos perros que estén solos.

Que la música de los auriculares te encandile pero que te deje escuchar al saxofonista que esta tocando cerca.

Sentí como una fiera y sé parte de la inmensidad que te rodea.

Diferenciate por las percepciones.

Mimetizate con la llovizna y con la noche.

Baila con el viento (este a favor o en contra)

Vivencia la popa desde la senda peatonal.

Y, si tenes frío, abrazate a vos misma y acordate de lo que haces que te hace quien sos.